Home » Artículos » Lita Cabellut, un largo camino
lita cabellut-exposicion

Lita Cabellut, un largo camino

Por fin ha llegado la gran exposición de Lita Cabellut: “Retrospective”.

No se dejen engañar por sus ecos clásicos y de porcelana, sus retratos son afiladas radiografías del alma.

Inaugurada el 4 de octubre, la esperada muestra de la Fundació Vila Casas se mantendrá  ocho meses, hasta el 27 de mayo de 2018. Se ha preparado como un gran reconocimiento a su trayectoria artística, en las mismas salas donde comenzó su carrera: els Espais Volart. Ha sido organizada por la propia artista y Antoni Vila Casas, para condensar los diez últimos años de su creación, con series tan celebradas como “Dillusion” (2008), “Coco” (2011), “Frida” (2011), “Camarón” (2011), “After the show” (2012), “Black tulip” (2014) o “Flower installations” (2016-17).

Entrada general: 5€, reducida 2€.
Compra de Entradas

Visitas comentadas:
Los miércoles a las 12h y los jueves a las 17h
General: 7€, reducida 4€.
Reserva de visitas guiadas
Más información en el 93 481 79 80 ó volart@fundaciovilacasas.com.

Horario:
De martes a sábado, de 11 a 14  y de 17 a 20.30 h.
Domingos: de 11 a 14 h.

CERRADO: Lunes y festivos,
Navidad: CERRADO del 25 de diciembre al 1 de enero, 2018.

Espais Volart, Fundació Vila Casas: Ausiàs Marc, 22. Barcelona

Breve video de TV3 con las reflexiones de la artista ante la gran Retrospectiva de Barcelona: Youtube

Si mis pinceles no pudieran hablar,
Si mis pies no fueran capaces de dar un paso adelante o volver
para ganar perspectiva en lo que veo
Si en mi cabeza la confusión y la duda no reinaran
-si no lloro, me río-.
Si no estuviera deslumbrada por el blanco y conmovida por el añil,
qué soledad tendría conmigo misma.
(Lita Cabellut)

Lita Cabellut ha hecho de la figura humana el centro de su universo. Sus retratos nos descosen, tal vez porque para captar y transmitir la profundidad de la condición humana es necesario haber conocido el infierno, y haber sobrevivido.

Como un personaje de Dickens, de origen gitano, dedicó su primera infancia a rastrear oportunidades en la Plaça Reial de Barcelona, sin más horizonte que comer cada día.

En su periplo sin rumbo un día se puso a andar y llegó a lo alto de la montaña de Montjuïc, un largo camino hasta una explanada en la que aún quedaban chabolas. Allí construyó su palacio, con cartones, enamorada de la vista sobre la ciudad desde la montaña mágica. “Y tanto que es mágica” dice Lita y dibuja una sonrisa de recuerdos.

Su desafortunado inicio cambió, como ya saben, cuando con doce años una familia la adoptó y un día decidieron llevarla al Museo del Prado.Recuerdo aquel día perfectamente, la mirada se torna profunda, a veces la vida te regala una oportunidad, en un instante todo puede cambiar y aquel día en el Prado un resorte interno se disparó.

 Lita Cabellut es pintora, escultora, poeta y se ha zampado el mundo con sus expresivos retratos. Tiene “duende”, porque es un misterio como combina su pasional energía en la acción de pintar con una estética oriental wabi sabi. “El duende es un poder misterioso que implica otra manera de pensar y de sentir dice ella.

Ha  encaminado ese  duende a través de muchos años  de experimentar con la técnica: Lita Cabellut ha desarrollado una variación del fresco con efectos craquelados que evocan las cicatrices de la vida y la fragilidad del instante, tempus fugit. Lo consigue mediante una técnica de “cracking”, con arcilla como catalizador, en que la naturaleza orgánica de los materiales se descompone. Le suma el Impasto expresionista que produce grietas por donde guiar el ojo más allá de lo visible.  Un extraordinario video sobre su técnica (en inglés): YouTube 

La profundidad de sus retratos nos acerca al claroscuro de los grandes clásicos,  se declara enamorada de Rembrandt, Goya, Ribera y Velázquez, con una paleta de colores que cobran vida y sin accesorios que distraigan nuestra mirada de la psicología de los personajes: son tan poderosos que no necesita contextualizar.

En esta época en que todo sucede a la velocidad de la luz mantenerse es mucho más difícil que llegar, pero tiene los pies aferrados a la tierra: “Nunca olvido de dónde vengo“… “No estoy creando nada nuevo, le doy nuevas formas“.

Si le gusta el artículo, suscríbase a nuestra web; únase a nosotros, es gratuito. Recibirá un mail (o dos) al mes con nuestras novedades:
Suscripción

-¿Quién compra tu obra?, le preguntan.
-Quien entiende mi lenguaje.
Y el reportero empieza a hacer números: “a 100.000 euros el cuadro… ¿cuánto tardas en pintarlo?”
– Toda una vida, responde ella. En cada obra está mi vida entera.

Entiende la expresión artística como un acto muy íntimo y pasional “viene de algo muy profundo“… “El Arte es delirio y hay que dejarse llevar por él“… “El Arte se escupe“… “Por encargo no retrato ni al Rey”…  y reconoce como principal influencia a Camarón de la Isla “de quien más he aprendido” por encima de pintores y escultores.

En el plano personal su mensaje llega y desvela una faceta entre locura y razón: “¿Por qué no aceptamos que estamos un poco enfermos y necesitamos el uno del otro?“,  “Ser artista es soledad, angustia, duda…incomprensión“.  Y de nuevo recuerda sus orígenes: “El camino ha sido muy largo“, “mis cuadros son gigantes porque siempre he querido que me vieran y que me escucharan“, “desde pequeñita siempre he deseado que me quisieran”.

Quien más la ha querido y ha creído en ella ha sido Antoni Vila Casas, quien la ha amparado y dado cobijo en el mundo del Arte, y cuya Fundación prepara la gran antológica que se inaugura el 5 de octubre de 2017 .

Lita Cabellut se ha puesto a caminar y no para, como aquel día que levantó su palacio de cartón en lo alto de Montjuïc. Un largo camino.

http://www.litacabellut.com/

http://www.fundaciovilacasas.com/ca

agosto 2017: Lita Cabellut estrena con La Fura dels Baus el montaje de “Le siège de Corinthe” (El asedio de Corinto) en el Festival Rossini de Pésaro.

Lita Cabellut&La Fura dels BausComo hiciera Chagall en 1967 con “La Flauta Mágica” en el Metropolitan Opera de NYC, Lita ha elaborado los decorados, el vídeo y el vestuario del montaje, junto a 10 grandes lienzos que ha pintado para la ocasión. Una desbordante escenografía para la historia bélica y de amor de Rossini en que los vestidos de Lita son obras maestras que arropan a los protagonistas como una segunda piel craquelada por el paso del tiempo.

No se pierdan este brevísimo video: YouTube

 

"Entra en la comunidad de Galerias De Arte"
Un mail al mes (o máximo dos) con todas las novedades

Sobre Edi Kastas

Librepensador. Estado civil: Siniestro total. Estudios: poco cuajados.